¿Y si mañana renunciara a todo aquello que equilibre la balanza?

30 dic. 2009

¿Por qué?

¿Por qué? ¿Quien era yo para saber?
El amor no tiene límites, solo los que le ponemos.
¿Por qué?¿Que hice yo para ver?
Acaso el amor es cosa de uno...

Tiempo que pasé maldiciendo a escondidas,
el dolor u amargura del que siente y no padece,
el que sufre y llora, se hace el incosciente,
¿en que mente cabe señores?

La están destrozando, ¿no lo ven?
¿Ya nadie creé? Gritemos pues.
Nos dío la vida, llorando, como llora una madre,
cuando su hijo se descarrila.

¿Por qué?¿Que hizo ella para sufrir?
Como podemos ser así...
¿Por qué?¿Quien fue el causante?
En su empeño constante, de todo hundir...

Secó el mar, de llantos que quiso llorar,
rompió montañas, cada mañana su alma
llora, en la soledad, no queda rincón por donde correr.
Ya no quedan parques, ni un triste ciprés.

Si hacen falta dos, para combatir,
¿por que destrozamos donde nos tocó vivir?
Que no lo ves, que no lo crees,
eres ciego pues, eres tonto pues.

¿Por qué?¿Quien hizo el qué?
Ahora no ves, como me caigo...
¿Por qué?¿Abrigo de piel?
¿Es la piel de tus hermanos?

La raza superior, pues será en altura.
Somos los únicos que tropezamos para levantarnos,
los animales ya nacen de pie.
Que no se nos llame seres, por favor.

Me repugna la sociedad existente.
Tu estás loco, si eres diferente.
Como robots nos hacercamos a la muerte,
sin más camino que el que marque la gente.

Si matas a veinticinco personas, un mártir.
Si defiendes a tu país, un facha.
Si luchas por tus sueños, eres ridículo.
Si luchas por las personas, un rojo.

¿Por qué?¿Alguien me lo explica?
Vivimos anticuados en valores del pasado.
¿Por qué?¿Nadie se da cuenta más que yo?
El pueblo requiere volver a estar unido, renovado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario