¿Y si mañana renunciara a todo aquello que equilibre la balanza?

2 ago. 2011

Aún te quiero.

Aún te quiero, decir lo contrario sería intentar engañarnos.
Lo siento, soy humano, ni si quiera el dolor me hace ceder.
No termino de entender toda esta ilógica ecuación,
donde no termino de hallar las incógnitas; tú, el tiempo, y mi corazón.´

Aún te quiero, y necesito admitirlo, necesito asumirlo.
Necesito saber que soy yo mismo el que se está engañando,
que todos se han creido tanta tontería como suelto.
Te echo de menos, y no termino de encontrar la forma de vivir sin tí.

Aún te quiero, y no admitirlo sería mentirme,
decirme que no te quiero es mentirme, y últimamente, mentirme me mantiene vivo.
Pues te quiero, y por mucho que me duelas, te seguiré queriendo.
Aún te quiero, y el no entender por qué lo sigo haciendo me destroza.
Pero el no saber de tí también me destroza, el no tenerte aquí me mata.
Aún te quiero, y nadie termina de explicarme porqué no estás a mi lado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario