¿Y si mañana renunciara a todo aquello que equilibre la balanza?

14 feb. 2010

Pierdo la timided si me quieres.

Da tu brazo a torcer, quiereme.

Miente al cielo, tócame.

Dime que me quieres, sueñas, extrañas.

Nada ni nadie nos separa, nada, nada...


Perderé el miedo, si tu pierdes la vergüenza.

Me vuelvo extrovertido, si tu lo quieres.

Dejo mi timided a su suerte,

y te toco, y te pienso, y te amo...


No hace falta dormir para soñar despierto,

tan solo abandoname en el desierto,

cuentame al oido tu cuento,

engatusame, hazme tuyo mujer.


Miento si digo que no me mata la distancia,

miento si digo que no te quiero,

o me engaño a mi mismo, si miento al destino,

si me alegrara tu perdida, no sonriera cuando me nombras...


No hay comentarios:

Publicar un comentario