¿Y si mañana renunciara a todo aquello que equilibre la balanza?

17 feb. 2011

Por tu culpa.

Por tu culpa fue, todo aquello que no quise ser y fui,
todo lo que contigo perdí, todo te lo dí, y hoy;
por tí, mañana por mí, no se aclara nuestro tiempo,
si vivimos de lamentos, ahora que ya nada es cierto,
piensas en el sufrimiento y dices: no más, ya no quiero llorar más.

Si el viento se va, déjale marchar.
Que no pare, no decaiga, tragué lo que hizo falta,
¿acaso tú nunca quisite que este mundo se parara?
Yo si, y vi, viví, toqué, caí y allí quedé.
Luché por tí, sin mí, aquí perezco... y renace el dolor.

No hay color, entre lo que es y lo que pasó.
Por tu culpa lloró el amor, y sin embargo tú no.
Por tu culpa, el cielo se hizo gris, las nubes se acordaron de mí.
Y por tu culpa, hoy me levanto amor y denuncio el no poder estar sin tí.

1 comentario:

  1. Seu poetar é belíssimo, amei te ler poeta, beijos!

    ResponderEliminar